La Semblanza de las Intenciones de Trump con la Renegociación del NAFTA

Jose Zozyacorrea explica que, con los próximos cambios al NAFTA, actuemos con inteligencia, para el beneficio de una región que, económicamente, es muy importante en el mundo.

trump nafta canada

Recientemente y dado el cambio en las políticas económicas de los Estados Unidos de América (“EUA”), concretamente sobre el NAFTA, representantes de distintas esferas del Gobierno Norteamericano y Mexicano, así como de la iniciativa privada de ambos países han manifestado su alta preocupación por las intenciones de iniciar pláticas formales entre los tres países, a partir del 16 de agosto próximo sobre 16 temas que proponen los EUA.

En los próximos días se iniciará el análisis de lo que propondrá EUA sobre los temas a ser renegociados. Su ahora denominada modernización del NAFTA que se pretende dar a conocer el 17 de julio, incluye, entre otras, la dirección de las monedas de los tres países también, sin detallar con exactitud la referencia a este tema.

Robert Litghtzinger quién encabezará por parte del Gobierno Norteamericano el grupo de renegociación del NAFTA destaca las Reglas de Origen, Pymes, Laboral, Comercio Digital, Propiedad Intelectual, Competencia Económica, Aduanas e Impuestos Compensatorios, entre otros, según un artículo publicado por el periódico El Economista.

Aclara el propio Lightzinger que por instrucciones del Presidente de los EUA, la motivación de todo lo anterior es mejorar las oportunidades para los trabajadores estadounidenses.

Honestamente, resulta difícil pensar que las negociaciones terminen incluso durante la primera mitad del 2018, sin romper con un buen esquema de diálogo y negociación y la entrada en vigor, por palabras de Herminio Blanco en la Convención Anual de AmCham México del 2017, se estaría dando en todo caso entre 2019 y 2020.

Cabe destacar que el Presidente del Comité de Finanzas del Senado de los EUA, sostuvo que la Administración Trump debe enfocar las negociaciones de asuntos estrictamente comerciales y no laborales y ambientales o de otra índole.

Varias preocupaciones que resultan de diversos comentarios hechos por la Administración Trump incluyen la eliminación del capítulo 19 de Resolución de Controversias y nuevos capítulos para lácteos, vinos y manipulación de divisas. Por otra parte, vale la pena mencionar que no todos en los EUA se encuentran convencidos de la forma de renegociación que pretende llevar a cabo la Administración Trump.

Recientemente Terry McAuliffe, Gobernador de Virginia destacó la necesidad de entender que el comercio significa fuentes de trabajo y que México ha creado trabajo en los EUA. Brenda Smith, del CBP establece que el programa “Global Entry” para el comercio seguro se debe de analizar, revisitar y mejorar y no impedir o limitar, Tom Donahue de la USCC establece que el NAFTA tiene una enorme oportunidad para el crecimiento siguiendo los procedimientos pre establecidos y no siendo disruptivo, la misma disrupción seria, para las economías de los tres países altamente dañina y habría que tomar en cuenta la importancia de la relación política, económica y social entre México y los EUA en cada una de las discusiones sobre la renegociación.

Sign up for our Nearshore Americas newsletter:

El propio Donahue propone reuniones anuales permanentes a través de un dialogo continuo para fortalecer las relaciones entre los Gobiernos y mejorar así, y no afectar, la relación política, económica y social.

Se debe destacar que para la generación de empleos no cabe el proteccionismo, si no la competitividad y si explorar las ventajas para el, mejoramiento de las bases previamente negociadas. Siempre y cuando, se observen los siguientes principios:

  1. Un entorno y arreglo trilateral no unilateral
  2. No afectar aquello en donde se han obtenido logros importantes del propio Tratado
  3. No terminar con aquello que ya habíamos acordado previamente afectando los intereses de la región
  4. Negociar tomando en cuenta las elecciones intermedias en los EUA y federales en México que vienen pronto
  5. Consultar y nunca dejar fuera a la comunidad empresarial de los tres países.

Como bien dice Juan Pablo Castañón del CCE, el reto no es únicamente generar empleos en los EUA, si no el empleo e inversión en la región, con políticas públicas que lo apoyen.

La relación México-EUA en materia comercial ha sido una fuente de éxito para ambos países que se debe de aprovechar y no criticar, sin fuentes certificadas o hechos debidamente sustentables.

Hay mucho que comentar sobre éste tema y mucho que estaremos observando también en los próximos meses. Actuemos con prudencia y con inteligencia, por el beneficio de una región, que económicamente, es muy importante en el mundo.

Tags

JOIN THE CONVERSATION

JOIN THE CONVERSATION